Julia Gladkova vuelva a Embutidos Pajariel Bembibre

El Embutidos Pajariel Bembibre ha llegado a un acuerdo con la jugadora rusa Julia Gladkova para que se incorpore al conjunto del Bierzo Alto hasta final de la presente campaña. La alero regresa al equipo rojillo después de un breve paso por el Satu Mare de Rumanía, donde apenas ha podido demostrar su calidad.

Después de quedarse muy mermado de efectivos tras las bajas en las últimas semanas de Maddie Manning y Juca Vojinović, Embutidos Pajariel Bembibre ha encontrado el primer refuerzo para cubrir una de esas salidas. El conjunto de la villa del Boeza ha alcanzado un acuerdo para incorporar a sus filas a una de las mejores jugadoras
que han vestido la elástica rojilla en los últimos años, Julia Gladkova, que vuelve al Bierzo tras un breve paso por el Satu Mare de Rumanía.

La jugadora rusa de 25 años, que llegó al cuadro bembibrense al inicio del curso 2018-2019 y firmó probablemente  su mejor temporada como profesional a las órdenes de Pepe Vázquez, regresa al Bierzo Alto después de contar con escasas oportunidades en el vigente subcampeón de Rumanía, donde compartió vestuario con una vieja conocida de la Liga Femenina Endesa como Tyrone Mosby, exjugadora de Zamarat, Conquero y Gernika. En la Liga de Rumanía jugó 7 partidos, en los que promedió casi 6 puntos y 2 rebotes en apenas 12 minutos. Asimismo, participó en la Liga de Centroeuropa, en la que disputó 3 partidos y promedió 10 puntos en 20 minutos.

En el Eurobasket tras su gran temporada

Internacional absoluta con el combinado ruso, su última experiencia tuvo lugar en el pasado Eurobasket, aunque apenas tuvo oportunidades. En categorías de formación fue campeona de Europa en la categoría U16 en 2010 y se colgó la medalla de plata con la U18 en 2012. Asimismo, estuvo en dos ediciones de la Universiada, colgándose la medalla de bronce en una de ellas. De 185 centímetros de altura, desarrolló la mayor parte de su trayectoria deportiva en el Spartak Región de Moscú-Vídnoye ruso, aunque en la temporada 2014-2015 militó en el Rucon Spisska Nova Ves eslovaco.

La llegada de la alero de Kursk dará, sin duda, un gran salto de calidad a la plantilla. No en vano, fue la pasada campaña una de las mejores anotadoras (promedió 15,4 puntos) de la Liga Femenina Endesa y la jugadora que más faltas provocó. Hasta tal punto fue importante su contribución en la salvación del cuadro bembibrense que fue distinguida como la mejor jugadora de baloncesto en la gala de los Teledeportivos, los premios del deporte berciano otorgados por La 8 de Radio Televisión Castilla y León.