Un aguerrido Valencia Basket pierde ante CSKA (81-70)

Crónica de: VICENTE NEBOT

Gran partido de Valencia Basket en Moscú ante CSKA que no obtuvo el premio de la victoria.

Un gran esfuerzo por parte de los jugadores del equipo taronja que partían con la desventaja de tener 4 bajas importantes en su plantilla. Destacamos la aportación que hizo el base belga Sam Van Rossom con 16 puntos.

Valencia Basket salió al partido con el objetivo de dar una buena imagen y luchar cada balón como si fuera el último. En unos primeros minutos de alternancias, a mitad de cuarto se llegaba con un empate a 10 puntos. Una canasta de Doornekamp y un triple de Dubljevic ponían un 12-15 en el marcador a falta de 4 minutos para acabar el cuarto.

El talento ofensivo de CSKA ligado a la falta de acierto por parte de Valencia Basket, hizo que el primer cuarto acabara con una mínima distancia de 3 puntos a favor del equipo ruso (20-17).

 

El equipo de Ponsarnau salió concentrado al principio del segundo cuarto, y con un triple de Motum, una buena defensa y rebote posterior de Ndour y una canasta de Marinkovic, se ponía por primera vez por delante en el marcador (20-22). Empezó el CSKA a apretar abajo y a encestar tiros, y Valencia respondía con sus armas.

Durante este cuarto, Valencia Basket hizo varias buenas defensas, lo que hacía desesperar al técnico local Itoudis, que tras una pérdida de su equipo y viendo que no despertaban, pidió un tiempo muerto a falta de 2 min para acabar el cuarto. Tras este toque de atención, Mike James cogió la batuta del equipo ruso y con 6 puntos en esos dos minutos, decantó el cuarto y mantuvo la ventaja para CSKA por 42-39.

La salida del tercer cuarto fue buena para el conjunto taronja, pero faltaba subir otro peldaño y apretar un poco más en defensa y saber controlar el rebote. Se estaba jugando de tú a tú contra uno de los equipos favoritos para ganar la Euroliga, y a falta de 4 minutos, Valencia Basket sólo perdía por 54-49.

Varias acciones por parte de Hines hicieron que el marcador se fuera a los 9 puntos de ventaja para CSKA, pero Valencia Basket supo reponerse de esta “mini-crisis”, mejorando en el rebote (24-24 al final de este cuarto), y con un triple de Aaron Doornekamp y dos canastas de Ndour, supo darle la vuelta a la situación y colocar el 60-56 en el marcador.

Y en el último cuarto, Valencia Basket acusó las 4 bajas que arrastraba. Los tiros no entraban y CSKA se fue a los 10 de ventaja con un 2+1 de Bolomboy a falta de 7:35 para acabar el partido, que se ampliaría a 13 con un triple de Sant Roos a falta de 6:24. CSKA subió la defensa, fruto de ello se trababa el cuarto con faltas por parte de ambos equipos.

Un excepcional Voigtmann (que acabó el partido con 5/5 en triples) puso la máxima en 14 (74-60) a falta de 4 minutos. Valencia Basket tiró de coraje para intentar reducir la distancia con 5 puntos de Guillem Vives que volvía a poner al conjunto taronja en partido a falta de 1:30 (75-69). Dos triples de Hackett acabaron por sentenciar el partido y dejar el marcador en el 81-70 final.

Buena imagen del equipo de Ponsarnau, que distribuyó los minutos de manera equitativa entre todos los jugadores. El equipo taronja no pudo sumar su victoria número 11 en esta Euroliga, pero de momento, y a falta de resultados, se mantiene en puestos de play-off.

En declaraciones posteriores al partido, el técnico de Valencia Basket comentó que “hemos tenido poco acierto en la segunda parte. A partir de esto, pensar que hemos sido valientes, intentándolo, en algún momento hemos notado falta de energía”.

 

CSKA MOSCÚ 81: James (14), Hilliard (3), Kurbanov (8), Voigtmann (19) y Hines (6) –quinteto inicial–; Bolomboy (6), Koufos (4), Baker (-), Hackett (10) y Sant-Roos (11).

VALENCIA BASKET 70: Vives (9), Van Rossom (16), Labeyrie (2), Doornekamp (7) y Dubljevic (10) –quinteto inicial–; Marinkovic (7), San Emeterio (-), Ndour (8), Motum (5) y Colom (6).

PARCIALES: 20-17, 22-22, 18-17, 21-14.

Mejores momentos del partido