Valencia Basket logra el primer punto de la eliminatoria ante Lointek Gernika (61-71)

Crónica de: VICENTE NEBOT

Gran partido de baloncesto que hemos visto hoy en el Pabellón Maloste entre Lointek Gernika y Valencia Basket, que ha sido el equipo que se ha llevado la victoria final por 10 puntos, los cuales tendrá que defender el próximo miércoles 26 de febrero en La Fonteta para pasar la eliminatoria de octavos de la Eurocup Women.

Destacar el gran partido colectivo a nivel defensivo del conjunto taronja y a nivel individual de la jugadora americana Joy Adams, que con 17 puntos y 13 rebotes ha sido la más valorada del conjunto de Rubén Burgos, bien secundada por Meiya Tirera y Queralt Casas.

En un primer cuarto bastante rápido, la primera canasta del partido llegó de la mano de Meiya Tirera (que acabó con 16 puntos). Valencia Basket empezaba apretando en defensa y Lointek Gernika no encontraba situaciones fáciles de tiro. Fruto de esto fue el tiempo muerto pedido a falta de 5 minutos por el entrenador local Mario López con un 4-10 en el marcador. A partir de aquí, el acierto del equipo vasco empezó a subir, con Blake Dietrick como punta de lanza, pero Valencia Basket no se precipitó y siguió jugando a su ritmo. Las ventajas eran mínimas, y el partido se movía en guarismos bajos. Al final de este primer cuarto, el conjunto taronja vencía por sólo un punto de diferencia en el marcador (16-17).

Lointek Gernika empezó a jugar más balones interiores a una de sus mejores jugadoras, Nikolina Milic, que se aprovechaba de sus movimientos para conseguir canastas fáciles bajo del aro. Esto obligó a Rubén Burgos a pedir tiempo muerto a falta de 6:40 para el fin del cuarto, ya que el equipo vasco se ponía por delante en el marcador (24-21), que obtuvo una máxima diferencia en este cuarto de +7. Milic seguía anotando con facilidad, pero Valencia Basket seguía con el plan de ruta, defensa fuerte e intentar correr. Debido a esto, hubo un periodo de tiempo en que los aros permanecían cerrados. Sólo una canasta de Gaby Ocete y un triple de Anna Gómez desatascaron la situación. El conjunto taronja pudo irse uno abajo en el marcador al final del segundo cuarto, pero Queralt Casas erró los dos lanzamientos libres de los que disponía y el cuarto acabó con +3 para el conjunto local (32-29).

Tras el paso por vestuarios, el partido entró en una fase de intercambio de canastas y fallos entre ambos equipos. Milic seguía haciendo daño en posiciones interiores y Blake Dietrick seguía anotando con facilidad. Tan sólo Meiya Tirera respondía a los ataques de Lointek Gernika. Con 39-35 en el marcador, Rubén Burgos pidió un tiempo para organizar las ideas del conjunto taronja. Queralt Casas parecía coger la batuta de Valencia Basket, pero el empuje del conjunto local no hacía fácil el que se pudiera anotar con facilidad. Lointek Gernika apretaba y cogía una ventaja de +7 a falta de 2 minutos gracias a un triple de Juana Molina. Emergió en el conjunto taronja la figura de Joy Adams y con un 2+1 acompañado de una canasta de Queralt Casas, dejaban el marcador en un apretado 50-46 al final de este tercer cuarto.

En el último cuarto, las espadas estaban en todo lo alto. Gernika quería mantener e intentar ampliar esa ventaja mientras que Valencia Basket buscaba el poder reducirla e intentar llevarse el partido. Para ello, el nivel defensivo subió, y Queralt Casas, con dos robos, daba un plus de energía a la defensa del conjunto taronja. Con 52-49 en el marcador, Gernika pidió un tiempo muerto, ya que sus tiros no entraban y veían como Valencia Basket se les acercaba en el marcador. La cuarta falta de Nikolina Milic a falta de casi 7 minutos para el final del partido marcó el devenir del cuarto.

Meiya Tirera empezó a encontrarse cómoda en posiciones de poste bajo y comenzó a anotar fácil. Tras una jugada embarullada, Mario López se ganó una técnica por protestar, lo cual contribuyó a que Valencia Basket consiguiera ponerse por delante en marcador después de mucho tiempo sin estarlo. Un parcial de 0-10 a favor del equipo taronja obligó al técnico local a pedir tiempo muerto con 56-61 en el marcador. El partido estaba en manos de Valencia Basket, que supo contemporizar y a falta de 2 minutos para el fin del partido, la ventaja ya era de 10 puntos. La máxima llegó a los 13 tras una canasta Queralt Casas y otra de Joy Adams, con un tiro libre de Gaby Ocete entre ambas, pero un triple final de Itziar Ariztimuño dejó el partido en el 61-71 final.

Valencia Basket logra una importante ventaja para el partido de vuelta de esta eliminatoria de octavos de la Eurocup Women, pero no debe confiarse. Hemos visto a un rival duro, que sabe aprovechar su juego colectivo y que no se rinde fácilmente. Así que esperamos un gran partido dentro de una semana en el pabellón de la Fuente de San Luis.

Tras el partido, el técnico taronja Rubén Burgos decía que «el resultado del partido nos deja contentos porque en una eliminatoria que esperábamos ajustada poder llegar al partido en la Fonteta, frente a nuestro público, con diez puntos de ventaja, pues obviamente partes de una buena posición. Pero esto es muy largo y sabemos del potencial de Gernika y que también es un equipo temible fuera de casa, como ha demostrado en ambas competiciones, tanto en liga como en Eurocup. Contentos con la mentalidad de las jugadoras, sobre todo tras el descanso».

También destacó la solidez defensiva del equipo, más intensa en el último cuarto, que les han llevado a remontar el partido, en palabras del propio entrenador “acertando con los quintetos y siendo rigurosas en el plan, hemos conseguido perseverar en lo nuestro”. También alabó el acierto de Meiya Tirera y Joy Adams, que hoy “han sido las ejecutoras del juego del equipo y de la colectividad, como siempre».

Concluía que ahora hay que recuperarse y pensar en el próximo partido, que les enfrentará a Mann Filter Casablanca el domingo.